Conil, el paraíso de la Costa de la Luz
donde todos quieren viajar​

A pesar de la proliferación en los últimos años de visitantes motivados por el magnífico enclave del que presumimos, Conil de la Frontera sigue manteniendo el encanto de ese pequeño pueblo de pescadores y agricultores que antaño fue.

Conil, un lugar privilegiado

No es que lo digamos nosotros, pero Conil es un destino de moda. No es extraño preguntar a conocidos y amigos dónde quieren pasar sus vacaciones o qué lugar han elegido para esa escapada de verano y que su respuesta sea la misma: Conil de la Frontera. De norte a sur, ¡los amantes de los viajes lo tienen claro! Conil es su destino.

Y es que Cádiz en su conjunto, y Conil en especial, es desde hace mucho tiempo el lugar perfecto para pasarlo bien en compañía de tu pareja, con amigos, en familia e incluso, con la gente de la oficina. ¿El secreto? Tiene de todo y para todos.

Los conileños son gente tranquila que sabe disfrutar de la vida. Las puestas de sol, los paseos por sus calles, las charlas sin reloj en las terrazas, los saludos al cruzarse, las sonrisas y el saber estar son cualidades cultivadas durante años que se contagian nada más llegar.

Descubre sus playas y paisajes

Aunque te pueda parecer un tópico, es indudable que uno de los puntos fuertes de Conil son sus playas, su arena y su mar. Kilómetros de playa donde, aunque suba la marea, podrás seguir tomando el sol, pasear, bañarte, leer bajo la sombrilla, dormir una buena siesta… Quienes vienen a desconectar encuentran en esta “rutina” el mejor de los remedios a sus males de ciudad.

Todas son recomendables, pero entre las que no puedes perderte destacan: Playa de Castilnovo, Playa de los Bateles, Playa Fuente del Gallo, Playa del Roche y Paya Torre de El Puerco.

Practica kitesurf durante tu estancia en Conil
Prueba el delicioso tomate de Conil

Saborea su gastronomía

El boom culinario que ha experimentado Conil en los últimos años te sorprenderá. No solo porque cuentas con los bares de toda la vida, con sus raciones de “pescaíto” frito, su choco plancha o carnes en salsa, por mencionar someramente alguna de sus platos más típicos, sino porque la variedad de cocinas del mundo y las fusiones te abrirán un abanico de posibilidades para todos los paladares. Y si a eso le sumas la calidad de los productos autóctonos, poco más se puede añadir. Por algo Conil está considerada la Huerta de Cádiz y su tradición pesquera y ganadera han hecho de este enclave lo que es.

No puedes irte sin probar el atún rojo salvaje de almadraba, manjar para muchos, la ternera retinta, una delicia para otros, o una simple ensalada donde el tomate de la Huerta de Conil es el gran protagonista.

Visita el casco antiguo

Callejear por Conil, recorriendo la zona peatonal, visitar La Chanca, la Puerta de la Villa, el Barrio de Pescadores, que, entre sus enredados de calles, se comunica con el Barrio de las Flores o el Mercado de Abastos ya será por sí solo una experiencia.

Si quieres descubrir secretos escondidos que solo los más curiosos conocen, te recomendamos que te apuntes a las visitas guiadas organizadas por la misma gente del pueblo y que puedes reservar en la Oficina de Información Turística. Quienes nos han visitado lo saben. Y lo mejor de todo, es que quienes lo hacen, repiten.

Pierdete entre las calles del casco antiguo de Conil

Mucho que ver y hacer en Conil

Haz senderismo cerca del mar y te sorprenderas

Actividades en la naturaleza

No te preocupes. Si no traes un plan, enseguida encontrarás qué hacer en Conil. Desde caminar entre pinos y acantilados, a tirarte en tirolina. Sí, sí, también puedes hacer eso. Dar clases de surf en todas sus variedades: windsurf, kitesurf, paddlesurf,… o rutas en bicicleta. No hay actividad que no puedas practicar de día.

Y si lo tuyo es el trekking, hay multitud de senderos que te invitan a ello. Un paseo desde el puente que cruza el Río Salado hasta Zahora, pasando por la Torre Vigía de Castilnovo, y con parada en una de las terrazas de El Palmar para reponer energía es nuestra primera propuesta.

Disfruta la noche en Conil

Disfruta de la noche de Conil

Y por la noche, el ambiente es ideal tanto para tomarte una copa en plan tranquilo como para darlo todo con los amigos. Los establecimientos de ocio nocturno son muy variados y lo mejor, no tendrás que coger el coche si no quieres porque hay de todo en el centro de Conil.

Puedes comenzar la noche tomándote algo en La Tertulia, después ir para La Cochera, desde donde si estás de suerte, podrás ver a cigüeñas en el campanario de la antigua Iglesia que queda justo al lado. La Luna sería el siguiente paso. Todos al aire libre y con buen ambiente de verdad. Y si eres de disco, la Ícaro te estará esperando.

Vista del Trómbolo de Trafalgar desde el Parque Natural de las Marismas y la Breña de Barbate

No te pierdas sus alrededores

Si algo tiene Conil y lo que llevan viniendo muchos años lo saben, es una localización perfecta para poder moverte sin problema por toda la provincia a tu aire. Vejer de la Frontera, Caños de Meca, Bolonia o Tarifa son sitios que realmente merecen una visita y una excursión de día. Y por supuesto la capital, Cádiz, a pocos kilómetros, que te sorprenderá gratamente.

Mucho más en Conil

Si has seguido leyendo y has llegado hasta este punto, ya te habrás dado hecho una idea de por qué Conil es un destino para viajar tan apetecible; ese motivo no es otro que su ambiente. Ese «je ne sais quoi» tan francés que o se tiene o no se tiene. Conil goza de un encanto especial que hace que disfrutes de las cosas más insignificante como tomarte un helado, el calor del sol, la luz de sus calles, el pasar el tiempo sin más. Sin darte cuenta, te hace sentir bien. Y eso, vale oro.

Así que, no te lo pienses más, ahora que sabes qué ver y hacer en Conil, anota en tu agenda una escapada a nuestra maravillosa localidad. Verás que tu viaje en una experiencia inolvidable.

Ir arriba